Cómo actuar ante una crisis epiléptica

EQUIPO CLÍNICO DE ATAM

Las crisis epilépticas pueden ser impactantes y aterradoras tanto para la persona que las experimenta como para quienes están presentes en el momento. Es crucial saber cómo actuar de manera adecuada para brindar apoyo y garantizar la seguridad de la persona durante el episodio. Aquí te proporcionamos algunos consejos y pautas importantes para actuar ante una crisis epiléptica.

 

Consejos importantes ante una crisis epiléptica

 

  1. Mantén la Calma. Cuando presencias una crisis epiléptica, es esencial mantener la calma. Aunque puede ser una experiencia alarmante, recuerda que la mayoría de las convulsiones son de corta duración y la persona generalmente se recupera por sí sola. Mantener la calma te permitirá actuar de manera más efectiva.
  2. Protege a la Persona. Asegúrate de que la persona esté segura durante la convulsión. Mueve los objetos cercanos que puedan representar un peligro, como muebles afilados o cualquier cosa que pueda causar lesiones durante la convulsión.
  3. Coloca a la Persona de Lado: Gira a la persona hacia un lado tan pronto como sea posible para ayudar a mantener las vías respiratorias despejadas y prevenir la inhalación de líquidos. Esta posición también evita que la saliva obstruya las vías respiratorias.
  4. No Sujetes ni Restrinjas Movimientos. Evita sujetar o restringir los movimientos de la persona durante la convulsión. Aunque puede ser tentador intentar contener los movimientos, es crucial permitir que el cuerpo se mueva naturalmente para evitar lesiones adicionales.
  5. Coloca Algo Blando Debajo de la Cabeza. Si es posible, coloca algo suave debajo de la cabeza de la persona para evitar lesiones en caso de que haya movimientos bruscos durante la convulsión.
  6. Observa la Duración de la Convulsión. Mientras estás presente durante la crisis, observa la duración del episodio. Si la convulsión dura más de cinco minutos o si hay una serie de convulsiones sin que la persona recupere la conciencia, busca ayuda médica de inmediato.
  7. Después de la Convulsión. Una vez que la convulsión haya terminado, permanece con la persona y ofrécele apoyo. Es posible que la persona esté confundida o desorientada después de la convulsión. Proporciónele tranquilidad y tiempo para recuperarse.
  8. Evita Introducir Objetos en la Boca. Aunque es una creencia común, no intentes poner ningún objeto en la boca de la persona durante la convulsión. Esto podría causar lesiones en los dientes, la boca o las vías respiratorias.
  9. Llama a Servicios Médicos si Es Necesario. Si la convulsión es prolongada, si la persona no tiene un pulso claro después de la convulsión, o si la persona tiene problemas para respirar después del episodio, llama a servicios médicos de emergencia de inmediato.
  10. Informa a los Servicios Médicos. Cuando llames a servicios médicos, proporciona información detallada sobre la convulsión, la duración y cualquier otra observación relevante. Esto ayudará a los profesionales de la salud a evaluar la situación de manera más efectiva.

 

Saber cómo actuar ante una crisis epiléptica es fundamental para garantizar la seguridad y el bienestar de la persona afectada. La información y la calma son las mejores herramientas en estos momentos. Al seguir estos consejos y pautas, puedes marcar la diferencia y proporcionar el apoyo necesario durante una situación que, aunque impactante, puede manejarse de la mejor forma con el conocimiento adecuado.

Sobre el autor

Dra. Isabel Bustamante

Neuróloga del Equipo Clínico de ATAM

© Atam para el Apoyo Familiar 2020